El Pianista de Coupvray

El Pianista de Coupvray

 

Mi primer concierto fue en la sala ONCE, en la sede de la Delegación Territorial de la ONCE en
Sevilla.

Dadas las circunstancias, preferí orientar el espectáculo hacia esa gran persona (me
niego a emplear la palabra “personaje”) que fue Louis Braille. No quise quedarme en lo obvio,
en lo consabido. Fui más allá y buceé en la vida de ese hijo de un talabartero que se quedó ciego
por culpa de un punzón infectado. Hilaría diversos retazos de su vida personal con esta composición.

El señor Braille fue todo un maestro pianista, y así quise destacarlo.